Susana Beibe "Rompiendo códigos"
en el Centro Cultural Recoleta

Susana Beibe inauguró el pasado 26 de noviembre una muestra muy particular y sensible a la condición humana titulada "Rompiendo Códigos" en la sala Nº 7 del Centro Cultural Recoleta de la Ciudad de Buenos Aires. La misma contó con la curaduría del Sr. Elio Kapszuk y fue especialmente dedicada a su nieto Valentino, en la que expresa:  "Esta muestra se la dedico a mi nieto Valentino que es parte de la nueva generación del Siglo XXI, para que no sea etiquetado como un producto y crezca libre protegiendo su identidad.

Es así que en este marco, sobre esta despersonalización del ser humano la artista expresa:

"Todos los individuos somos un producto, estamos etiquetados y aprisionados en los códigos de barras. El código de barras es nuestro documento de identidad. Cada vez más la sociedad está representada por corporaciones a las cuales solo le importa el producto que el consumidor compra dejando de lado al ser humano. Con la globalización, las corporaciones construyen masas anónimas donde la gente pierde su individualidad y dividen a la sociedad en diferentes grupos para establecer sus estrategias de mercado. El ser humano se aliena y deshumaniza convirtiéndose en un mero número dentro de un gráfico de estadísticas".

Susana Beibe

Sobre esta obra fantástica y conceptual, Miguel Ángel Rodríguez le dedica el siguiente texto:

"Inspiratio
La palabra inspiración vuélvese  punzante a medida que profundizamos la diversidad artística de Susana Beibe. Se trata de una inspiración en el sentido pleno del término, l acual le permite encontrar las formas donde vivirán sus intuiciones más profundas. Esto ocurre en la totalidad de sus obras: tanto en las intrigantes y relativamente inéditas picadoras de carne, como en sus conocidas masas escultóricas que conjugan silencio y simbolismo. En todas ellas, al igual que en pintura de gran intimidad o en exquisitas páginas de un significativo libro hebreo intervenido, se percibe claramente una praxis cotidiana de transparente sondeo conceptual. La búsqueda del concepto no desmedra los ensimismados momentos de iluminación creativa. Al contrario: los integra en una pesquisa despojada y abierta, de absoluta enlace con la actualidad contingente. Es en este sentido que debe comprenderse su actual propuesta, pues amalgama las características de la pintura con las de la videoinstalación. Una sala absolutamente templada en su homogeneidad blanca contiene una serie de cuadros mayoritariamente bitonales que remiten a los códigos de barras hoy inseparables del empaquetamiento comercial. Semejante núcleo visual, potente y efectivo en su referencia ala rotulación  el consumo, se continúa en una enigmática proyección reiterada ad infinitum. Las imágenes y los sonidos son contundentes y describen un mundo de sórdidos muros que le permiten a la autora abordar la temática de la identidad, la cual es una constante en sus trabajos.

En cada centímetro de la sala los volúmenes se desarrugan, el plano recobra vida y la atmósfera porosa de lo blando cede ante la plasticidad de intermitencias monocromáticas. La urgencia fundacional de la sensibilidad de Beibe prosigue íntegra: La deshumanización progresiva de hombres y mujeres. Esta urgencia es desarrollada a través de rigurosos formatos binarios, en los cuales lo abstracto se impone sobre lo concreto y contextualiza la manifestación de estrictas cadencias que desechan lo anómalo y divergente en pos de una iconografía seriada y homogénea.

Es indudable que la autora es netamente contemporánea. La robotización del pensamiento y la cosificación de lo sensible constituyen, en esta oportunidad, los tópicos que le permiten girar una vez más en torno a las divisiones y la esencia de las personas. A cada paso observamos códigos de barras pequeños, códigos de barras gigantes, números negros y números blancos, que posibilitan escrutar la rigidez digital de los novedosos y torturantes dispositivos anclados en supermercados, tiendas y negocios. Se trata de un continuo visual que interpela a la razón técnica, despojándola de todo lirismo circunstancial. Emerge entonces la poética de lo mínimo: formas unívocas y desanestesiadas  desmitifican al progreso y vuelven nuestros ojos sobre crípticos desplazamientos, tan despersonalizados como alienantes. Los sueños electrónicos de cintas y máquinas son desnudados y se evidencia  su matemática naturaleza absurda. La idea de lo seriado como algo vacuo y el concepto del procesamiento informático como un paso más en el abandono dela condición humana, son en esta oportunidad las ideas fuerza visibles. Pero hay más. Hay capas debajo de "Rompiendo Códigos", donde subyacen otras ideas y sensibilidades, tan potentes como aquellas. Me refiero al gusto por la coherencia, los equilibrios y los vuelos sustancialmente estéticos: me refiero al gusto por crear y criar arte, algo que Susana Beibe vive, comparte e invita a beber de una inspiración universal e intransigente, vale decir, consolidada."

La muestra podrá visitarse en el Centro Cultural Recoleta hasta el día 13 de diciembre de 2009.


Susana Beibe, argentina, ha realizado su formación en pintura y escultura.
Trabaja escultura en cemento, piedra, cerámica,  metal y elementos no convencionales. Además  realiza relieves con técnicas mixtas utilizando todos los derivados del papel. Susana Beibe integró numerosas exposiciones colectivas en salones nacionales y municipales y realizó muestras individuales en espacios públicos y privados, a nivel nacional e internacional.

Poseen sus obras:

Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires Argentina
Museo Marítimo de Ushuaia, Argentina
Embajada de Israel en la Argentina.
Embajada de Cuba en la Argentina.
Parque Lenin. Ciudad de La Habana. Cuba
Museo de cerámica de Sarga  Lugo. España.
Universidad de Granada. Facultad de Bellas Artes. España.
Gobierno de la Provincia de San Juan. Argentina.
Centro Cultural General San Martín.
Honorable Consejo Deliberante de la Ciudad de Buenos Aires.
Museo Eduardo Sívori. Secretaría de Cultura de la Ciudad de Buenos Aires.
Museo Marítimo de Ushuaia. Pcia. Tierra del Fuego Argentina
Colecciones privadas en Argentina; Brasil; España; Francia; EEUU; Israel

Prensa - Arte del Mundo


No olvide visitar www.artedelmundo.org // www.artedelmundo.com.ar
donde podrá disfrutar de las obras de los artistas integrantes



Conozca más sobre su obra AQUÍ



No olvide visitar www.artedelmundo.org // www.artedelmundo.com.ar
donde podrá disfrutar de las obras de los artistas integrantes